La formación y la cultura pueden mover montañas

La formación y la cultura pueden mover montañas

A todos nosotros nos gustaría poder contribuir a cambiar el mundo que nos rodea y es que conseguir hacer de la Tierra un lugar mejor en el que vivir y poder desarrollarnos como civilización es uno de los sueños más importantes que podemos tener. Conseguirlo no es una tarea fácil, sin embargo, la realidad es que existen diferentes formas de poder llegar a cumplir el objetivo. Una de estas formas es mediante la política y es que esta clase es la que habitualmente toma el control de los órganos de gobierno de las diferentes administraciones y, desde ahí, comienza a enfocar el futuro hacia donde ellos creen más conveniente para la mayoría de los ciudadanos.

No obstante, nosotros creemos que hay otra forma mucho más sensata de hacerlo y es poniendo la formación como bandera y como seña de identidad de un futuro mucho mejor. En la actualidad tenemos una de las generaciones mejor formadas de la historia, la cual, nos puede aportar una enorme cantidad de avances que nos sirvan para poder avanzar como sociedad a un futuro mucho más sostenible y mejor.

La formación requiere una ardua tarea que empieza desde muy jóvenes y, con el paso de los años, se va encaminando hacia los estudios que quiera completar el alumno, adaptándola, en la medida de lo posible, a sus necesidades, de tal forma que pueda estudiar lo que realmente quiere y, con ello, en el medio plazo pueda empezar a generar riqueza formativa en nuestro país. Hoy en día, muchos de los jóvenes españoles están optando por dejar de lado las universidades y, en su defecto, se decantan por la formación profesional, una carrera académica, que vemos, sobre todo, reflejada en la área metropolitana de Barcelona, una de las zonas de nuestros país que más apuesta por la FP, así como por su relación con las diferentes empresas de la zona y, como no podía ser menos, por la internacionalización, de cara a abrir puertas a los estudiantes hacia un mejor futuro laboral.

Pero la formación académica en España va mucho más allá de la FP, de hecho, la Ley Orgánica de Educación de 2006, que es la que está vigente en la actualidad, introdujo la enésima reforma que vivió el sistema educativo español. A través de la aplicación de este texto, ya consolidado, se establecen diferentes niveles de enseñanza, los cuales parten de la educación infantil, más tarde pasarán a la educación primaria y continuarán con la Educación Secundaria Obligatoria (ESO). Hasta aquí es el nivel de escolarización obligatoria en España, sin embargo, a este grupo también hay que añadirle la educación secundaria postobligatoria como enseñanzas no universitarias. Tras ese primer bloque tenemos el bachillerato, los ciclos formativos de grado medio y de grado superior, así como las enseñanzas de régimen especial como son las artes plásticas y el diseño, las cuales también forman parte de la educación secundaria postobligatoria que se puede cursar en la actualidad.

En lo que a edades se refiere, la educación obligatoria se inicia a los seis años con el primer curso de educación primaria, sin embargo, la realidad es que muchos padres ya inician la edad escolar de sus hijos entre los cero y los seis años, con la educación infantil. La educación primaria acaba a los doce años, momento en el que pasan a la educación secundaria obligatoria, la cual están obligados a cursar hasta los dieciséis años. A esa edad han de decidir hacia donde quieren enfocar su futuro, si comenzar ya a trabajar o, por el contrario, optar por seguir su formación en el bachiller, o lo que es lo mismo, encaminarse hacia la universidad, o, por el contrario, decantarse por un ciclo de formación profesional. Lo cierto es que sea cual sea la opción escogida, lo verdaderamente importante es que se formen para poder seguir evolucionando como sociedad.

Los estudios superiores, el nivel máximo de formación académica

Además de los niveles de enseñanza que os hemos comentado, la realidad es que existen otros más, desde licenciaturas a doctorados o másteres. Unas enseñanzas más específicas que nosotros mismos enfocaríamos en función de nuestras necesidades laborales futuras. Por eso, grandes empresas han centralizado sus esfuerzos en la creación de másteres y cursos formativos de grado superior y postgrado.

Ivi Global Education, la insignia formativa del Grupo IVI, ofrece másteres y postgrados, así como cursos especializados a todos aquellos profesionales que busquen un grado de conocimiento experto aún más focalizado a un objetivo pues, esa especialización es lo que les dará el conocimiento que les permitirá convertirse en verdaderos “ases” dentro de su sector.

Del mismo modo, otras empresas como El Mundo, El País o las ya conocidas empresas “que te miman” cuentan ya con presupuestos anuales destinados a la formación de sus trabajadores y de alumnos externos.

31 octubre, 2018