Estructura metálicas

Estructura metálicas

En este post hablaremos del fascinante mundo de las estructuras metálicas haciendo definiciones de unos conceptos que creemos resultan clave para que el lector entienda este complejo mundo.

Sabemos que el mundo de los servicios industriales resulta un mundo bastante apartado de la civilización ya que muchas personas saben de su existencia pero muy pocas entienden los complicados procesos que se tienen que llevar a cabo para la creación de miles de objetos.

Podrás conocer acerca del montaje de estructuras metálicas, ventajas, desventajas y todo lo necesario para que amplíes tus conocimientos y que este mundo ya no sea un desconocido para tí.

¿Qué es una estructura metálica?

Para comenzar este post vamos a empezar hablando de lo que es una estructura metálica, definiendo el concepto de una manera que resulte fácil.

¿Qué se entiende por estructura? Pues sencillo, se trata de un conjunto de partes que se encuentran unidas entre sí y forman un cuerpo, una forma que están destinadas a poder soportar los efectos de diferentes tipos de fuerzas que actúan sobre un cuerpo.

Las estructuras metálicas suelen ser de metal, acero,  en la mayor parte de sus elementos y con esto queremos decir un porcentaje de más de un 80%.

A las estructuras que son de este tipo se las suele llamar Estructura de Acero y tenemos que pensar que el acero es un tipo de aleación de hierro y de carbono siempre que su porcentaje sea inferior al 2%.

Ventajas estructuras de acero

Aquí te mostramos las ventajas de las estructuras de acero:

  • Puede soportar grandes esfuerzo o pesos sin que se llegue a romper.
  • Es un material flexible ya que se puede doblar sin que llegue a romperse hasta determinadas fuerzas.
  • Tiene la propiedad de la plasticidad, incluso puede llegar a doblarse sin que se pueda romper.

Como tiene esta propiedad permite que los edificios que estén construídos con acero se lleguen a deformar dando advertencia a los que lo habitan de que salgan del edificio aunque raramente se derrumban.

Lo que suele pasar con el acero es que en la mayoría de casos se suele comportar bien cuando ocurren catástrofes naturales como son los terremotos a diferencia de otro tipo de materiales debido a las propiedades.

Unión de estructuras metálicas

Con el fin de que los elementos que componen una estructura metálica se comporten según se ha diseñado necesitamos que estén ensamblados o que estén unidos de alguna forma.

Cuando queramos escoger el tipo de unión tenemos que tener en cuenta cómo se comporta la conexión que se va a llevar a cabo y la forma en la cual se va a montar dicha conexión.

Podemos ver conexiones que son rígidas, otras que son semirrígidas y otras que son flexibles aunque algunas necesitas que se puedan desmontar, que se giren o que se puedasn deslizar.

Según esto tendremos dos uniones que resultan esenciales:

  • Por medio de soldadura: La soldadura suele ser la más común dentro de las estructuras metálicas de acero y se trata de la unión de dos piezas metálicas por medio de aplicación de calor. De esta forma vamos a conseguir que se lleguen a fusionar las superficies de las piezas.
  • Por tornillo: Los tornillos se consideran un tipo de conexión rápida que se aplican a las estructuras que son de acero y ligeras.

En Pasero puedes obtener mucha más información acerca de este tipo de estructuras así como información de otro tipo de trabajos referente a servicios de tipo industrial.

Subestaciones eléctricas

Cuando hablamos de subestaciones eléctricas nos referimos a un tipo de instalaciones que se encargan de realizar las transformaciones de tensión, de la frecuencia, del número de las fases o de la conexión de dos o de más circuitos.

Se pueden encontrar cerca de las centrales generadoras y en la zona de la periferia de las zonas de consumo, en la zona del exterior o del interior de los edificios.

A día de hoy en la ciudades las subestaciones están dentro de los edificios con el fin de poder ahorrar espacio y para evitar contaminación.

Las instalaciones que se encuentran al aire libre se encuentran en las afueras de las ciudades.

Pueden ser de dos tipos diferentes:

  • Subestaciones de transformación: se encargan de transformar la energía eléctrica por medio de uno o más transformadores. Pueden ser elevadoras o reductoras de la tensión.
  • Subestaciones de maniobra: encargadas de conectar dos o más circuitos y de realizar sus maniobras, aquí no se llega a transformar la tensión.

Como habréis podido observar el mundo de los servicios industriales es un mundo complejo pero a la misma vez un mundo que resulta interesante.

9 septiembre, 2022