Ahorrando energía

Ahorrando energía

 

El agotamiento de los recursos naturales constituye un problema preocupante y real de emergencia a nivel planetario. Se hace necesario, total y absolutamente imprescindible un consumo responsable de los recursos naturales, considerados éstos como todo aquello utilizable para producir bienes y servicios y dar respuesta a las necesidades básicas de los seres humanos. Los recursos naturales son, por tanto, fundamentales para la conservación de la vida en el planeta.

El agotamiento del suelo, provocado en buena parte por la industria cárnica, la falta de agua, el desbordante crecimiento demográfico, la pérdida de bosques, para obtener madera o aceite de palma, la contaminación, son sólo algunos ejemplos de la situación de emergencia en la que se encuentra la Tierra y todo lo que contiene. Esta situación ha provocado, además, que los recursos se encuentren desigualmente repartidos, colocando a los países que los poseen en una posición privilegiada con respecto a los que no los posees, donde la situación es todavía, si cabe, más preocupante.

Las consecuencias en un futuro cercano serán catastróficas: hambrunas, enfermedades, epidemias, guerras por el control de los recursos, pobreza extrema, desnutrición, sequías…

Un consumo responsable, en el hogar y fuera de él, es tarea de tod@s si queremos preservar nuestra existencia y la del resto de los seres vivos. Necesitamos la energía generada por los recursos naturales como el carbón, el petróleo y el gas, para vivir, sin ella, la vida sería impensable, por lo que tenemos que ahorrar si queremos conservarla.

Debemos ahorrar en el hogar y fuera de él, limitando el uso del coche, los electrodomésticos, el gas, el agua, etc… tareas que realizamos a diario suponen un derroche absoluto de los recursos, sin que seamos conscientes de ello. Por ejemplo, al poner la lavadora con su prelavado o empleando largos programas. Encuentro una buena forma de ahorro energético en el uso de lavanderías, como alternativa a lavar en casa, sobre todo si vives sol@, ya que el consumo de energía se ve reducido considerablemente. Aquí en  tenemos lavanderías de autoservicio  como, washup  que cuentan con las últimas tecnologías lo que garantiza un máximo ahorro de energía, a la vez que cuida de la ropa de sus clientes. Todas las prendas se pueden lavar en un tiempo máximo de 30 minutos y dispone de un servicio de secado ultrarápido que seca la ropa en un tiempo record.

Cómo ahorrar energía

Algunos consejos para ahorrar energías y hacer un uso racional, moderado y responsable de los recursos:

  • Utilizar un medio de locomoción alternativo al coche, como la bici o el transporte público. Si vas a pie, ahorrarás energía y ganarás en salud.
  • Reducir el consumo de calefacción, no abrir las ventanas mientras ésta está encendida, bajar las persianas al anochecer y utilizar ropa de abrigo en lugar de subir el termostato.
  • Mantener encendidas únicamente las luces en las habitaciones en las que nos encontramos, apagando el resto y empleando mejor las de bajo consumo.
  • Reutilizar bolsas y envases de plástico. Reciclar
  • Usar la luz solar siempre que sea posible.
  • Lavar en frio o a baja temperatura y elegir el programa más económico.
  • Usar ordenadores que dispongan de un sistema de ahorro de energía
  • No dejar los electrodomésticos en “stand by”
  • Limitar el uso del horno
  • Utilizar el aire acondicionado lo menos posible y sólo si es totalmente necesario
  • Tener en cuenta el etiquetado energético de los electrodomésticos

 

30 julio, 2016

Deja un comentario